miércoles, 8 de marzo de 2017

Gus mornins, 8/03/17

"Ser una mujer es una tarea terriblemente difícil, ya que consiste en tratar con los hombres." Joseph Conrad

Guuuud mornins, cinéfilos:

Y rescatando esta frase, gran verdad, del autor de El corazón de las tinieblas, me ha venido inmediatamente esa otra que se oye en la obra maestra de tío Billy esa en la que un saxofonista y un contrabajo se ven obligados a refugiarse en una orquesta de señoritas sincopadas huyendo de unos peligrosos matones. En un momento determinado, Jerry /Daphne se queda anonadado en andén de la estación contemplando a la despampanante Sugar pasar delante de ellos/as y le confiesa a Joe/ Josephine:

 "¿Te has fijado qué manera de moverse? Me recuerda a la jalea de membrillo, deben de tener un motorcito o algo así”

Yo estoy con mi tío Jack en que tenéis que llevar un motorcito o algo así, porque no me digáis que es normal andar todo el día subidas en esos taconazos de vértigo y lidiar con la casa, los niños, el jefe y el marido. No me extraña que lo primero que hagáis al llegar a casa sea quitaros los zapatos (y eso porque supongo que no os podéis quitar a los niños, al marido o al jefe). Que no es lo mismo ponerse plataformas un rato para la carroza del orgullo gay o para animar el cotarro una noche en la disco que llevarlas todo el día. Es demasiado, ¿cómo lo hacéis?

Bien, antes de que alguien me tache de sexista, con razón además, trataré de darle un aire más serio al Día Internacional de la Mujer Trabajadora. La celebración data de 1909, año en el que se celebró por primera vez en EEUU. Pero fue dos años más tarde cuando el incendio en la fábrica de camisas de Nueva York Triangle Suitwest lo que terminó por institucionalizar de algún modo esta conmemoración. En la tragedia murieron 140 trabajadoras, la mayoría de ellas inmigrantes, y el suceso tuvo una enorme repercusión en la legislación vigente norteamericana. Y aunque parece que ha pasado mucho tiempo y hemos avanzado mucho, eso no es verdad. Quién sabe si llegará un día en el que no nos haga falta este día, porque eso será señal inequívoca de que ya no queda nada por reivindicar. Hoy lamentablemente queda mucho, hoy habrá manifestaciones, charlas, proclamas, todo para indicar que la lucha no ha terminado. La utopía sería como dijo el otro día una de nuestras amigas que el mundo no se dividiese entre hombres y mujeres, y todos fuésemos considerados personas, pero entretanto habrá que seguir en la pelea.

Han sido muy bonitos y muy interesantes vuestros comentarios de estos días que yo me he limitado a seguir como espectador porque la verdad he estado algo liadete. Habrá que seguir admirando a la mujer, no solamente por llevar taconazos sino por el recuerdo de todas aquellas que recordaba Alban en sus películas o por lo mucho que nos dan a cambio de lo poco que reciben como apuntaba César. Tal vez una bonita forma de conmemorar este día sea acudir al cine hoy día del espectador a ver esa película que echan ahora y que se llama Figuras ocultas, a la que quizá su reciente nominación al Oscar a Mejor Película de 2016 le venía grande pero que no por ello deja de ser amable, simpática y tremendamente didáctica e interesante. Es la historia de tres matemáticas que trabajaron en la NASA a comienzos de los años 60 y cuyos trabajos fueron determinantes para el desarrollo de futuros viajes espaciales. Por su condición de mujeres y encima negras fueron relegadas, ocultas y olvidadas por la Historia. Como tantas otras Por fortuna, siempre nos quedará el cine para subsanar estas cosillas.
Y hablando de cine, ayer nuestra amiga incluía entre su lista de películas sobre grandes mujeres la impresionante Solas, un relato estremecedor que grita por aquellas que no se atreven ni se atrevieron a levantar la voz cuando todo alrededor olía a macho. Esta canción que cierra hoy el gus cerraba también la película de Zambrano y podía escucharse durante sus títulos de crédito. En un mundo de hombres, este es hoy un canto a la mujer. Y eso que quien lo canta es nene. Os veo el viernes con los estrenos:


WOMAN
Neneh Cherry

You gotta be fortunate
You gotta be lucky now
I was just sitting here
Thinking good and bad
But I'm the kinda woman
That was built to last
They tried erasing me
But they couldn't wipe out my past
To save my child
I'd rather go hungry
I got all of Ethiopia
Inside of me
And my blood flows
Through every man
In this godless land
That delivered me
I've cried so many tears even the blind can see

This is a woman's world.
This is my world.
This is a woman's world
For this man's girl.
There ain't a woman in this world,
Not a woman or a little girl,
That can't deliver love
In a man's world.

I've born and I've bread.
I've cleaned and I've fed.
And for my healing wits
I've been called a witch.
I've crackled in the fire
And been called a liar.
I've died so many times
I'm only just coming to life.

This is a woman's world.
This is my world.
This is a woman's world
For this man's girl.
There ain't a woman in this world,
Not a woman or a little girl,
That can't deliver love
In a man's world.

My blood flows
Through every man and every child
In this godless land
That delivered me
I cried so many tears even the blind can see

This is a woman's world.
This is my world.
This is a woman's world
For this man's girl.
There ain't a woman in this world,
Not a woman or a little girl,
That can't deliver love
In a man's world.

MUJER
Neneh Cherry

Puedes considerarte afortunada
Has tenido suerte
Yo simplemente estaba aquí sentada
Pensando en lo bueno y lo malo
Pero soy el tipo de mujer
Que fue hecha para resistir
Ellos trataron de borrarme
Pero no podrían revelar mi pasado
Para salvar a mi niño
Yo preferiría pasar hambre
Tendría todo Etiopía
Dentro de mí

Y los flujos de mi sangre
A través de cada hombre
En esta tierra atea
Que me entregó
He llorado tantas lágrimas
que incluso un ciego podría verlas.

Este es el mundo de una mujer.
Este es mi mundo.
Este es el mundo de una mujer
Para la mujer de este hombre.
No hay una mujer en este mundo,
No hay ni una mujer ni una niña pequeña,
Que no pueda entregar amor
En el mundo de un hombre.
Yo he nacido y he tenido pan.
Yo he limpiado y he alimentado.
Y para mis ingenios curativos
Y me han llamado bruja.
Yo he ardido en el fuego
Y me han llamado mentirosa.
He muerto muchas veces
Y ahora estoy volviendo a la vida.


Los flujos de mi sangre
A través de cada hombre y cada niño
En esta tierra atea
Que me entregó
He llorado tantas lágrimas
que incluso un ciego podría verlas.


EL MOSAICO DE HOY


11 comentarios:

Anónimo dijo...

Carta de Andrés Aberasturi por el día de la mujer:

"Me gustaría hoy especialmente dedicarte a ti, mujer, este minuto. Pero no creas que es fácil porque cuando los hombres intentamos hablar de vosotras, las mujeres, siempre estamos en esa cuerda floja, ese machismo que se nos puede escapar en un posesivo absurdo del paternalismo heredado de siglos y de ese antipático y pesado "ya" que es lo políticamente correcto. Me gustaría hablar de ti, mujer, de tu fragilidad que es igual que la mía y de tus fuerzas que en algunas cosas es la más poderosa de la tierra. Me gustaría decirte que es hermoso que existas, que seas como eres, que todo esto que puedo decir de ti, mujer, me gustaría que lo pudiera tú decir de mí, hombre, sin que ninguno de los dos mintièra,os ni nos avergonzáramos, mirándonos a los ojos y viéndonos tan diferentes y a la vez tan idénticos. Hace un millón de años escribí en un periódico sobre tantas cosas que se juntan en una sola vida y hablaba de ella y de el día que disfrutaba igual comprando antigüedades que en un chino, y deducía que por esa ambivalencia había salido indemne y lúcida en tiempos de esplendor y de miseria, porque todo ha tocado, y que habías salido con la elegancia austera de quién sabe lo que importante es ser. Y decía que le gustaba la lectura, el cine y la pintura y que se iba a exposiciones con la misma tranquilidad que se iba de rebajas. Decía que era vulnerable a la ternura igual que su carencia, y aseguraba que jamás la había visto rota frente a la vida, ni siquiera cuando la vida puso tantísimo empeño en rompernos el alma. Es verdad que muchas veces intentáis resultar del todo insoportables pero hasta ahora, solo habéis conseguido ser imprescindibles. Yo creo que estas cosas no las pienso yo, que pasan con mucha más frecuencia de lo que decimos porque nos callamos, porque nos da cosa, porque no nos han enseñado a contar estas cosas, a decirlas. Pero si rascas un poco en el corazón de cualquier hombre, enseguida encontrarás ese cocotal tan raro que llamamos nosotros, mujer. Un cocotal a base de complicidad, un poquito de miedo, un mucho todo de admiración disimulada, esa necesidad de ser tiernos que queremos ocultar y esa urgencia por saber que sigue ahí,matan libre para acariciarnos como para despedirnos. En fin, que sigo sin saber a estas alturas si compartir la vida con una mujer es un peligro o es un milagro. "

Qué bien me han hablado de esa peli, maño.

Besos

low

Anónimo dijo...

Donde pone cocotal quiere decir cocktail....

Anónimo dijo...

Vaya mierda de tablet que escribe lo que quiere y yo que nunca repaso cuando escribo... Joer! Tan libre para acariciarnos

CARPET_WALLY dijo...

Grande Dex, como siempre.

Es verdad que es triste tener que dedicar un día a la mujer para reivindicar una igualdad mucho más que evidente. Y que mal se entiende eso y que bien lo definís. Se trata de tratar a todos como personas no mejor o peor por razón de sexo. Ni de reivindicar igualdades absurdas como lo de las definiciones de la DRAE: Hoy volvía a escuchar el tema de Zorro (astuto) y Zorra (prostituta), como si el diccionario fuera normativo o impusiera discriminaciones por sexo en las definiciones. Es lo mismo que con el plural y la moda del "todos y todas". Sinceramente me parece que los que incluyen ese tipo de cuestiones en la lucha no son demasiado inteligentes y equivocan los tiros hasta lograr que alguno se agarre a un clavo ardiendo para anular otras cuestiones más apremiantes.

Y la cuestión está en buscar soluciones, no en enumerar problemas.
¿Por qué las empresas son más reticentes en contratar a mujeres que a hombres? Porque en determinadas edades las mujeres pueden quedar embarazadas y bajar su rendimiento, tener una baja prolongada y acogerse a reducciones de jornada para cuidar a los niños. Este es un problema real que sobre todo en pequeñas empresas o negocios puede resultar decisivo. ¿Cual es la solución?Lo del permiso de maternidad/paternidad obligatorio para ambos podría ser una opción, aunque duplicaría el mal para producir un bien. ¿descuentos en cotizaciones a las empresas con esas circunstancias? a mi me parece mejor solución, la empresa no tendría ningún coste de sustitución, y aunque supusiera un incremento del gasto público, tendríamos más empleo(los sustitutos), mas ingresos familiares y más gasto lo que incrementaría los ingresos vía impuestos.

En fin, no sé, es en esos asuntos donde hay que incidir y luchar....y sobre todo educar. A lo mejor a mi me sobran micromachismos (no los detecto, pero puede ser) pero jamás he mirado a una mujer en terminos de superioridad o inferioridad...debo ser raro.

Que tengáis un día muy feliz totas...y todos, claro.

CARPET_WALLY dijo...

A mi lo de "cocotal de complicidad" me parece una imagen guay...casi la prefiero, que lo de coctel está muy visto.

César Bardés dijo...

No me avergüenza confesar que soy clara, total y definitivamente inferior a cualquier mujer. Y es más, tampoco me avergüenza confesar que soy clara, total y definitivamente inferior a muchos hombres. Yo sé que son más inteligentes, más impulsivas, más delicadas, más sensibles, más adorables, más bonitas, más trabajadoras, más sufridoras y más constantes. Ante eso, ningún hombre se puede sentir superior. Y merecen todo el reconocimiento del mundo y más (siempre y cuando la reivindicación no se quede solo en lo políticamente correcto, en el mero postureo. Eso, creo, no sirve de nada). No sé qué poeta escribió una vez que "mujer es la palabra más hermosa escrita jamás por un hombre" y que, indudablemente, si el mundo tiene algo de bonito, de bello, que merezca realmente la pena, es porque las mujeres están en él. Y el que no lo vea, es un tarado.
Yo no os deseo un día feliz. Creo que, sinceramente, sois tan valientes y tan corajudas que no lo necesitáis. Yo os deseo una vida feliz.
Abrazos con falda (si se me permite, claro, que lo mismo otros ven en esto un estereotipo machista).

Anónimo dijo...

Aberasturi siempre me tocó el corazón, hoy...me ha tocado también el cocotal.

Para empezar querido Car y al tema que propones y aunque parezca una tontería el lenguaje es determinante en ciertos aspectos. Apuntas: "las mujeres pueden quedar embarazadas", normalmente los hijos se tienen entre dos, ahora a algunas les ha dado por inseminarse y tener hijos individualmente pero no es lo normal con que podemos sustituir por "una pareja puede decidir tener hijos" y la crianza debe ocupar a ambos por igual, ya nos ocupamos nosotras de la gestación y el parto, que no es baladí, pero en el momento que la criatura viene al mundo padre y madre han de involucrarse por igual y tener los mismos permisos y facilidades a la hora de conciliar horarios ambos han sido padre/madre, empecemos por implantar en nuestro cerebro que los hijos, normalmente, no los tenemos solas vienen al seno de una familia y hay que sacarlos adelante y en eso debe involucrarse toda la sociedad.

Es cuestión de cambiar nuestra manera de pensar, sólo asi conseguiremos igualar hombres y mujeres padres y madres en el aspecto laboral y después, todo vendrá seguido.

Besos contundentes.

Albanta

Anónimo dijo...

Como apunte graciosillo aunque a mi me parece de los más triste el primer hombre que yo conozco que se acogió al permiso de paternidad en su empresa, era un amigo mio, tuvo que soportar durante años el apodo de "el calostrillos" uná lástima que también los hombres que luchan por la igualdad sean vapuleados.

Cuánto miedo nos da una sociedad más justa, en todos los sentidos.

Albanta

CARPET_WALLY dijo...

Bueno, pues claro que los hijos son responsabilidad de ambos y que tanto padres como madres deben implicarse y dedicarle su tiempo y esfuerzo. No iba por ahí mi comentario. Cuando digo "las mujeres pueden quedarse embarazadas" hablo del empresario que se pone en esa tesitura (yo nunca he valorado tal cosa). Lo que es cierto es que ante esa situación la legislación vigente condiciona, por eso digo que hay que cambiarla y valorar el efecto que en el trabajo y en el paro puede producir. Buscar soluciones para que un tipo con un pequeño (o gran) negocio no se plantee desigualdad a la hora de contratar a un hombre o una mujer porque eso le pueda producir un "supuesto" perjuicio llegado el caso.

En fin, que no sé si he aclarado el asunto.

Abrazas

Anónimo dijo...

Sería ideal que la gente fuese contratada por su valia y no por si se van a coger un permiso de paternidad/maternidad.

Toda la sociedad ha de involucrarse en que las condiciones de los niños sean las mejores posibles y los empresarios también, que a veces parece que son de Marte y al fin y al cabo estamos o deberíamos estar en el mismo saco.

Los cambios sociales son costosos y todos hemos de poner de nuestra parte, los cambios han de ser profundos pero hay sociedades que lo han conseguido.

Albanta

INDI dijo...

entro tarde y mal, corriendo que tengo mucha tarea, sólo para felicitar a las chicas del gus en el día de la mujer. Está claro que pasos se han dado para la igualdad, pero falta mucho por hacer. La educación en los niños es la base.

También es cierto que a veces campañas feministas desafortunadas hacen retroceder pasos que ya se habían dado.

Los cambios sociales, lamentablemente, se dan a un ritmo muy lento. A veces hace falta que pasen generaciones para poder avanzar.

Abrazos calurosos