martes, 18 de junio de 2013

Gus mornins, 18/06/13

Guuuud mornins, cinéfilos.
El sábado 17 de junio fue un día espectacular en el festival pop de Monterrey. Y eso que no actuaron ni los Beatles ni los Beach Boys, y eso que los dos fueron invitados. Por cierto, que el festival tuvo lugar dos semanas antes de que apareciera el emblemático "Sgt Peppers" de los Fab Four. Qué tiempos, algo se movía por ahí. Ese sábado por el escenario californiano pasaron gente como Al Cooper, Canned Heat, The Byrds, Steve Miller Band u Ottis Redding, semanas antes del desgraciado accidente que le costó la vida. Igualito que el Sonar, vamos. Y entre los actuantes de aquel día, estos señores con una canción absolutamente única y sumamente identificativa con aquellos tiempos. Porque en el verano del amor, estaba claro, todo el mundo necesitaba alguien a quien amar.


SOMEBODY TO LOVE
Jefferson Airplane


When the truth is found to be lies
And all the joy within you dies

Don't you want somebody to love
Don't you need somebody to love
Wouldn't you love somebody to love
You better find somebody to love

When the garden flowers baby are dead yes
And your mind is full of red

Don't you want somebody to love
Don't you need somebody to love
Wouldn't you love somebody to love
You better find somebody to love

Your eyes, I say your eyes may look like his
But in your head baby I'm afraid you don't know where it is

Don't you want somebody to love
Don't you need somebody to love
Wouldn't you love somebody to love
You better find somebody to love

Tears are running ah running down your breast
And your friends baby they treat you like a guest

Don't you want somebody to love
Don't you need somebody to love
Wouldn't you love somebody to love
You better find somebody to love


ALGUIEN A QUIEN AMAR
Jefferson Airplane

Cuando hallas la verdad y se convierte en mentira
Y toda tu alegría se desvanece
No quieres alguien a quién amar
No necesitas a alguien a quien amar
No te gustaría alguien a quien amar
Más te vale encontrar a alguien a quien amar.
Cuando las flores del jardín se mueren, cariño
Y tu cabeza se llena de rojo.
No quieres alguien a quién amar
No necesitas a alguien a quien amar
No te gustaría alguien a quien amar
Más te vale encontrar a alguien a quien amar.
Tus ojos, vi tus ojos y parecían los suyos
Pero en tu pensamiento, nene, me temo que no sabes dónde está.
No quieres alguien a quién amar
No necesitas a alguien a quien amar
No te gustaría alguien a quien amar
Más te vale encontrar a alguien a quien amar.
Las lágrimas caen sobre tu pecho
Y tus amigos te tratan como si fueses un extraño
No quieres alguien a quién amar
No necesitas a alguien a quien amar
No te gustaría alguien a quien amar
Más te vale encontrar a alguien a quien amar.



Entre las bandas que tocaron ese sábado ante los alucinados asistentes al concierto – vete tú a saber si sería por la música- están también los protagonistas de nuestro instrumental de hoy. Los máximos representantes del llamado Memphis Soul. Los hemos oído en infinidad de bandas sonoras como la de "El gran Lebowsky" (por cierto que los Coen también echaron mano del "Somebody to love" para arrancar "A serious man"). Para grandes, grandísimos, ellos.


2 comentarios:

CARPET_WALLY dijo...

Bueno esto va de bien en mejor...que de grandes cosas se nos quedan en los top ten...habría quiza una posibilidad de canciones emblemáticas aunque me temo que es probable que no fuera posible determinar un top ten sino un trillonico empate...que cada uno tendrá la suya como es habitual entre los miembros "de los" varones.

Bueno pues si tiramos de aquelas épocas y de su psicodelia, de esa etapa alucinante (gracias a la química e incluso sin ella), tenemos que dirigirnos al grupo que adorna el nuevo mosaico. Aquellos que hacen que un paleto llegado a la gran ciudad con la idea de hacer la guerra vea todo su mundo dado la vuelta y se dé cuenta de que lo importante es hacer el amor (aunque sea en un simca 1000).
Ellos cantaban a la era del Acuario antes de que se convirtiera en bebida refrescante, daban los buenos días a la estrella brillante (antes de que nuestra brillante estrella Dex nos los diera a nosotros), pedian que se dejara brillar al sol, hablaban de manchester en Inglaterra y decian que era un genio, genio que creía en Dios o en Claude, ellos que se preguntaban porque ciertas palabras sonaban desagradables fellatio, cunnilingus, pederastia, sodomia...

Ellos nos contaron lo maravilloso que era el "Hair". Berger, Jeannie, Woof y Hud.... menudo grupo.

Anónimo dijo...

Ahhh que tiempos!!!