lunes, 14 de noviembre de 2016

Gus mornins, 14/11/2016

Puedes engañar a todo el mundo algún tiempo. Puedes engañar a algunos todo el tiempo. Pero no puedes engañar a todo el mundo todo el tiempo.(Abraham Liconln)

Guuud mornins, cinéfilos.

La frase del famoso presidente norteamericano espero que nos sirva para encarar la semana con buen ánimo y recuperar el vuelo tras los disgustos que nos dio la pasada, tras un fin de semana en el que nos ha dejado Robert Vaughn, el último de los siete magníficos. Robert volvería a coincidir con el recordado aquí el martes pasado por el maestro Bardés, Steve McQueen en “Bullit” y después se haría un rostro habitual de las series de televisión casi siempre, y pese a su porte elegante, haciendo de malo. Descanse en paz.

 Pero si pensabais que el de Donald Trump ha sido el único nombramiento de estos días que ha conseguido abrirnos las carnes estáis pero que muy equivocados. El sábado pasado en una cena muy elegante y muy de postín, Jackie Chan recibió un Oscar honorífico que lo acredita como… bueno, que lo acredita como Jackie Chan. Así que para que veáis cómo funcionan las cosas en el país de las oportunidades donde a partir de ahora todo, y cuando digo todo es TODO, es posible. Ale, Jackie Chan 1- Robert Mitchum 0, tócate los cojones, mariloli.

Para quitarnos el mal sabor de boca hoy vamos a hablar en el gus de grandes actores como el último ganador del Oscar, Leito, a quien no pudimos felicitar el viernes pasado por los 42 años que cumplió el chaval ante la noticia del fallecimiento de su tocayo Cohen. O  podemos hablar también de Henry Fonda, Frederich March, Anthony Hopkins, Jack Nicholson, Harrison Ford, Bill Murray, Kevin Kline, Nick Nolte, Geena Davis, Morgan Freeman, Bill Pullman, John Cusack, Michael Dogulas, Peter Sellers, Robin Williams, Greg Kinnear o Leslie Nielsen. Todos ellos tienen en común haber interpretado alguna vez en la ficción a presidentes, reales o ficticios, de los USA. Algunos como  Henry Fonda, Robin Williams o Anthony Hopkins le cogieron tanto gusto al cargo que llegaron repetir el papel de máximo inquilino de la Guait Jaus al menos una vez. A todos ellos les hubiese votado antes que al tío Gilito. Le hubiese votado antes que a ese al Travolta de “Primary colors”, nos os digo másTambién me quedo con el glamour que desprenden algunas primeras damas cinematográficas como Sigourney Weaver, Jane Fonda, Emma Thompson o Annete Bening  (Natalie Portman está a punto de añadirse al club en breves) antes que con el de Melania, esa belleza que a mí me resulta tan choni y tan poligonera. En fin, amigos, en estos momentos me gustaría creer en el universo y la armonía del mundo, pero lamentablemente sólo creo en Billy Wilder. Hasta el viernes con los estrenos.

LOUIE LOUIE
Richard Berry (OST “Dave”)

Louie Louie, oh no
Me gotta go
Aye-yi-yi-yi, I said
Louie Louie, oh baby
Me gotta go

Fine little girl waits for me
Catch a ship across the sea
Sail that ship about, all alone
Never know if I make it home

CHORUS

Three nights and days I sail the sea
Think of girl, constantly
On that ship, I dream she's there
I smell the rose in her hair.

CHORUS

Okay, let's give it to 'em, right now!

GUITAR SOLO

See Jamaica, the moon above
It won't be long, me see me love
Take her in my arms again
Tell her I'll never leave again

CHORUS

Let's take it on outa here now
Let's go!!

LOUIE LOUIE
Richard Berry (BSO “Dave, presidente por un día)

ESTRIBILLO
Louie Louie, oh no
Me tengo que ir
Aye-yi-yi-yi, me dijo
Louie Louie, oh baby
Me tengo que ir

Estupendo, niña, espérame
Vamos a coger un barco para recorrer los mares
Navegando sin rumbo, tú y yo sólos
Nunca sabré si eso será mi hogar


ESTRIBILLO

Tres noches con sus días navegando  en el mar
Pensar en mi chica todo el tiempo
Sueño que está ahí en ese barco
Huelo la rosa de su pelo.

CORO

Bueno, vamos a darle ahora mismo!

Guitar Solo

Mira Jamaica y la luna ahí arriba
No quiero que pase mucho tiempo, ven, mi amor
Latomaré en mis brazos otra vez
Le diré que nunca me volveré a ir

CORO

Vamos, larguémonos de aquí
Vamos! 


EL MOSAICO DE HOY


8 comentarios:

César Bardés dijo...

Y no nos olvidemos de James Marsden, Alan Rickman, John Cusack o Bruce Greenwood o Aaron Eckhart que también interpretaron a presidentes. También les hubiera votado a cualquiera de ellos, dónde va usted a parar.
Lo cierto es que solo un cine como el estadounidense es capaz de reflejar desde el mismo despacho de su presidente las grandezas y miserias de su propio sistema. Y consiguen, con su plantilla de guionistas, que todo nos parezca fascinante desde el punto y hora en que se entra por las puertas de la Casa Blanca. La elección de Trump (mala noticia se mire por donde se mire) es un síntoma de todo lo que se ha castigado a la clase media, abandonada y casi repudiada en favor de los grandes emporios internacionales. Cuando aparece cualquiera que no ofrece soluciones pero sí repite, por activa y por pasiva, que la culpa la tienen otros (sean los mejicanos, o la "casta", o la inmigración árabe), la clase media (que gracias a la evolución de los tiempos tiene una educación y una cultura muy, muy, muy cortita, en Estados Unidos y en Europa) se agarra a cualquiera que haya sabido, en principio, analizar la situación para ver cuál es el auténtico culpable de ese abandono reiterado y se inclinan por él sin echar una mirada más allá. Y eso es un error como la tapa de un piano. Eso mismo, (argumento favorito del "cuñadismo") es lo que ocurrió en la Alemania de Hitler, en la Italia de Mussolini (recordemos que fueron aupados democráticamente al poder acudiendo al mismo populismo del que hacen gala los de uno y otro lado en distintos puntos del orbe) y en la Austria de Haider (convenientemente frenada por la derecha moderada). En cualquier caso, ¿quién soy yo para ofrecer una opinión tan poco docta? Pues, como decía el enano de "El barco de los locos"...nadie.
Abrazos ninguneados y gran gus presidencial, amigo Dex.

dexter zgz dijo...

Tolon, tolon, tolon, Escuchemos la voz de los Supertacañonesss

Te frenamos sin escusak
Pues repetiste a John Cusack

Abrazos por 25 pesetas cada uno

Anónimo dijo...

Vaya Dexter se ve que te gusta a rabiar el nuevo presidente y la primera dama.

Y puestos a evocar grandes actores que interpretarón grandes dirigentes yo me que quedo con nuestro Juan Diego en Dragon Rapide...eso sí que fue un drama.

Ahí dejo el guante.

Besos

Albanta

CARPET_WALLY dijo...

De circunstancias dicen...

¡¡¡Menudo pedazo de gus!!!...Y que haya que esperar al viernes...No te apetece volver el miércoles, Dex.

Bueno pues yo no voy a repetir, creo que habéis olvidado a Robert Duvall que en una miniserie de televisión interpreto a Eissenhower "Ike" se llamaba y le acompañaba la preciosa Lee Remick como asistente del general en la ª Guerra Mundial. Martin Sheen también era presidente en "El ala oeste de la Casa Blanca" durante unas cuantas temporadas. Y que decir de kevin Spacey que junto a Robin Wrigth son el matrimonio presidencial más interesante de la historia en "House of Cards".

Pero todo eso es en la tele, en el cine aun podríamos recordar a Donald Pleasence rescatado en Nueva York en 1997 por El serpiente Kurt Russell, o el aficionado a los juegos masoquistas Gene Hackman de "Poder Absoluto", la peli del tio Clint. Y en la Plaza Mayor de Salamanca atentaban contra William Hurt en "En el punto de mira". Eso porque pasaba por aquí, que si nos ponemos los españoles no nos atrevemos mucho con el poder y aunque algunos ministros ha habido en nuestro cine lo de los presidentes ya nos queda muy grande, salvo a Manuel Manquiña y su "Atilano presidente"...

Bueno anque si hemos tenido a Emilio Gutierrez caba como presidente de "La comunidad" de vecinos, que es casi lo mismo.

Abrazos electos

INDI dijo...

mira que ha habido presidentes en el cine... pero ninguno se parece a Trump.

Gran gus para empezar la semana sin duda. Que no decaiga.

Por polemizar un poco y para que ésto no sea siempre una balsa de aceite: no me parece justo decir que la falta de educación de la clase media es la razón para el auge que han tenido esos movimientos sociales surgidos los últimos años. Quizás a los que les faltan las luces son a ésos que comparan el fenómeno Trump con el fenómeno Podemos. Y si de incultos parece votar a aquellos que no hacen más que echar la culpa a otros, de ignorantes parece seguir manteniendo en el poder a los mismos que nos han llevado a la ruina robando y machacando a nosotros, los de la clase media inculta.

Bueno, ahora ya podéis darme caña.

Abrazos polémicos

CARPET_WALLY dijo...

No seré yo, Junior...el de la caña. No estoy del todo de acuerdo contigo, pero creo que hay algo de intolerante entre los que menosprecian a los votantes por no hacer lo "correcto", en la linea de lo que digo hay un recomendable artículo de hoy de Fernando Savater, que el pobre muchacho me ha copiado parte de lo que pienso aunque él lo explica mucho peor, claro.

Lo de Trump es muy peligroso, porque gobierna en el país más poderoso de la tierra y porque sus decisiones afectan a todos, USa O no USA y eso nos asusta, pero fijaos en Italia Berlusconiana o en el Brexit o en el no a la paz en Colombia...a veces no se vota lo que parece correcto porque los votantes no sienten que lo sea...y si nos gusta la democracia también debe gustarnos cuando no gana lo que queremos que gane.

¿Podemos y sus demagogias son similares a las de Trump?, pues no. ¿El resto de los partidos españoles no son demagogos sino que están contándonos siempre la verdad aunque no nos guste?, pues tampoco. ¿Podría aparecer en España, Francia, Alemania un Trump a la europea? pues claro que si. ¿Hay alguna forma de combatirlo? pues es cierto que la cultura es una posibilidad, pero no es la única y la verdadera realidad es que si el establishment o la casta o las élites quieren seguir donde están y evitar a los alucinados sólo tienen una posibilidad, garantizar el bienestar económico de la mayoría de la población. Lo de la cultura está bien, pero es el bolsillo el que duele cuando tienes que votar y si el bolsillo dice que está vacio, se vota por cualquiera que prometa que se puede volver a llenar o al menos lo va a intentar.

Abrazos monetarios

Anónimo dijo...

Mi querido Car, eso mismo prometió Hitler pan y trabajo. El caldo de cultivo de los iluminados son el paro, la pobreza y la escasez pero a mi me dan miedo aquellos que prometen pan para unos a expensas de que pasen hambre los que no son de aqui, o no son de la misma religión, o de la misma raza. La sinrazón nos acaparará a todos, no me gusta, no me gusta...

CARPET_WALLY dijo...

A mi tampoco me gusta...y claro que Hitler prometió tales cosas...por eso digo lo que digo.

Para evitar a los iluminados peligrosos debes garantizar el bienestar de la población, si la gente se siente empobrecida, que sus posibilidades de vivir mínimamente bien se han reducido, que trabajan mas por menos, que sus hijos tienen carencias, que no lograran vivir mejor por mucho que hayamos hecho esfuerzos para darles un buen porvenir...la desilusión se instala en nosotros, no creemos en los beneficios que nos cuentan los que no han conseguido que los tengamos....y ese es el caldo de cultivo de Trump, de Hitler, de Chaves,de...

La incultura es una parte de su fondo electoral, pero el verdadero saco lo tienen en la desigualdad social. La verdadera democracia reside en la igualdad (la de oportunidades al menos) y aquí en occidente se ha interpretado como "un hombre, un voto" y así nos está yendo.

Abrazos aclartorios