miércoles, 20 de febrero de 2013

Gus mornins 20/2/2013

Guuus mornins, cinéfilos. 
Cada vez falta ya menos para la gran noche de Jolibú y para que se repartan los Oscars de este año. Y también cada vez nos faltan menos candidatas por repasar. Hoy quiero hablaros de "Lincoln", la nueva peli de Steven Spilber. Cuando se dijo hace un tiempo que el Rey León de Jolibú estaba preparando una película sobre este gran personaje, todo el mundo dijo, ohhh (admirativo), Lincoln, ohhhh Spilber (más admirativo aún), ohhhh, Daniel De Luis, oooooh (el copón de admirativo).
Bien, pues ahora voy yo y digo, menuda una mieeeeeeeerda de película. Jo, uno que esperaba con toda la ilusión del mundo esta segunda parte de "Lincoln cazavampiros" con lo de puta madre que estaba la primera que molaba mazo. Y qué decepción, cinéfilos, aquí no salen vampiros ni sale nada. Ni vampiros, ni extraterrestes ni dinosaurios. Con lo que tú has sido. Quo vadis, Spilber?
Total, que después me entero que no, que esta es de las serias del Rey Lear de Jolibú. Y que en realidad, Lincoln fue el décimosexto presidente de los Estados Unidos, que hay que ver lo que aprende uno en el cine. Y que la película está basada en su vida, bueno no en su vida no, en los cuatro últimos años de su vida, bueno no, en parte de esos cuatro últimos años, claro. Aunque la verdad la película se hace tan rollo y tan larga que cuando sales del cine parece que has estado allí dentro cuatro años, eso sí. En todo ese tiempo, Abraham Lincoln removió cielo y tierra para conseguir que se aboliera la esclavitud de los negros. La verdad que el tío se lo tuvo que currar mucho. Resulta que cuando solo faltaban unos días le dicen que le faltan 20 votos o así para aprobar la moción. Y él, ni corto ni perezoso, organiza una trama de sobornos que ríete tú de la Gürtel. Y van sus acólitos puerta por puerta llamando a los congresistas indecisos para "convencerles" de que se unan a su causa, solo que no quieren conseguir la contrata de un bloque de adosados en La Manga sino que lo que quieren es que voten la enmienda. Al final, claro, la enmienda sale adelante. Los demócratas pillan entonces un rebote de mil pares porque aunque la compra de votos es un hecho evidente, como aún no se había inventado lo de las escuchas telefónicas, pues no pueden demostrar nada. En contrapartida, colocan en la Casa Blanca a una becaria muy buenorra para que intente seducir a Abraham y así poderle echar de la presidencia por escándalo sexual. Pero Abraham no cede porque esta muy enamorado de su mujer, que ya son ganas, porque la mujer resulta que es Sally Field.
Después de esta película ya queda demostrado definitivamente lo que es Spilber, el Edipo Rey de Jolibu. ¿Un gran director? Ja, un manipulador, eso es lo que es. Claro, como va de demócrata no duda en convertir al presidente republicano en un corrupto y un mafias. En una gala de los Goya te quería ver yo delante de Eva Hache, majo.
Ale, pues ya que estoy crecido os voy a hablar de otra peli que también aborda el tema de la esclavitud. Se trata de "Django desencadenado" que es la última de Quentin Tarantino. También para mí ha sido una terrible decepción porque yo siempre he sido muy seguidor de este director desde sus comienzos hace veinte años con su debut en la extraordinaria "Reserva dos". Yo es que no sé si sabéis que trabajé durante una temporada en un "sex shop" y me tuve que tragar mucho cine (además de otras cosas pero bueno). Y me vi toda la filmografía de Quentin, y de todas las que ha hecho hasta ahora, pues esta es sin duda la más decepcionante. Dice Tarantino que esta película la ha hecho porque desde siempre le han gustado mucho los spaghettis, y yo me pregunto que qué tendrá que ver una cosa con la otra ¿Qué pasa, tío, que si te hubiesen gustado las judías con oreja, pongo por caso, no la hubieras podido hacer?
Bueno, ya sabéis que a este Tarantino le gusta mezclar mucho géneros y cosas. Yo no entendí mucho por eso el argumento. El protagonista de la película es el coronel Hans Landa por lo que la película más que una secuela de "Malditos petardos" es una spin of de esas. Bueno pues Landa después de acabar la segunda guerra mundial y tras pasar un tiempo por Alemania buscando a su primo Alfredo, que había ido al país de la Merkel a buscar trabajo con Pepe, resulta que es teletransportado en el tiempo y aparece en la Norteamérica del siglo XIX, justo en las vísperas de la Guerra de Secesión. Allí se encuentra con el actor Jaime Foxx que también ha sido teletransportado a la misma época y que ha sido capturado por unos negreros que le han confundido con un esclavo. Landa lo libera y juntos se dedican a recorrer América. Un día Hans y Jaime juegan a verdad y a acción y Jaime le confiesa a Hans que está enamorado de una negrita que vio en un guateque mientras era esclavo. Por su parte Hans le confiesa a Jaime que es un peligroso psicópata asesino. Entonces le propone que si se cargan a un tío le ayudará a ligarse a la negrita. Y le dice que le diga un tío al que más odie en el mundo. Y Jaime se resiste al principio al final cede y le habla del "tío ese que hizo de Sonny Crocket en la peli esa de "Corrupción en Miami" que hice. Y entonces ambos se encaminan a la búsqueda del tal Sonny. Y llegan al rancho de Don Johnson, que, joer qué casualidad, también ha sido teletransportado a la misma época. Pero en el último momento Jaime se da cuenta que no, que Don Johnson era Sonny Croquet en la tele y no en el cine. Y entonces le dice a Hans que al que hay que buscar es a Colin Farrel. Y a ello se ponen, pero por error acaban en el rancho de Leonardo Dicaprio. La verdad que yo no me enteré de mucho ¿y vosotros os habéis enterado de algo…? De algo sí? Sí, de Algo, otra que tal, pero de esa ya hablaremos mañana.
 
LA RADIO
Dyango (sin cadenas ni na y en el programa de la prota de "El lado bueno de las cosas")

Tu, tan cansada de luchar 
Tantos días de esperar 
Tanto amor por entregar 

Tu, tanta vida para dar 
Tan vacía de pensar 
Llorando en soledad 

El misterio de la noche 
Con sus versos, sus canciones 
Harán que reviva tu esperanza 
La canción que con ternura te canto 

Quiero que no desesperes la belleza de la noche 
Y estos tus amigos de la radio, 
Con canciones te dirán, (que ya pronto volverá) 
Es tu buena compañera, la radio 

Tu, (palabra de la noche) cuántas voces oirás (amigos de tu vida) 
Cuántas veces sentirás que te llaman soñada 
No (el te recordara) nos olvides por favor (pronto regresara) 
A tu lado estaremos siempre con amor 

El misterio de la noche 
Con sus versos, sus canciones 
Harán que reviva tu esperanza 
La canción que con ternura te canto 

Quiero que no desesperes la belleza de la noche 
Y estos tus amigos de la radio, 
Con canciones te dirán, (que ya pronto volverá) 
Es tu buena compañera, la radio 

El misterio de la noche 
Con sus versos, sus canciones 
Harán que reviva tu esperanza 
La canción que con ternura te canto 

Quiero que no desesperes la belleza de la noche 
Y estos tus amigos de la radio, 
Con canciones te dirán, (que ya pronto volverá) 
Es tu buena compañera, 


4 comentarios:

Anónimo dijo...

La verdad, que a mi no me están gustando nada las películas que estoy viendo ultimamente, algunas de ellas nominadas para los Oscar.

Creo que el cine americano que cuenta con tantos y avanzados medios técnicos adolece de ingenio en los guiones.

Prueba de ello es Gansters Squad que intenta ser un remake de la inolvidable "Los intocables de Eliot Ness" y donde la sobre-actuación de todos los actores la convierten en casi una parodia de la misma. Sobre-actuación en la que cae, sorprendentemente, Sean Penn (sin pene, en español) y de la que se salvan por poco Ryan Gosling y Giovanni Ribisi (presunto Italiano).

Claro, que la culpa la tengo yo por ir al cine con gente que sólo le gusta el cine comercial, Ay! y pensar que la sala de al lado echaban la de Haneke, el proximo día cae...

Besos para todos, por poner algo de cine.

Albanta (que sigo sin saber como se afilia una a esto)

CARPET_WALLY dijo...

Alban, yo sólo sabia invitar, no sé si Dex o Indi que se han afiliado te podrán explicar copmo lo han hecho.

CARPET_WALLY dijo...

Bueno, bueno, sorpresa de las buenas, que con el estrés que tengo me den un dos por uno, eso no se hace. Además el ordenador me va como el culo así que veremos que pasa y si soy capaz de deshacer el lio este doble.

LINCOLN – DJANGO DESENCADENADO.

Lo primero a plantearse es el enfoque y en este caso está claro ya que las dos películas coinciden en temática…No, lo de los extraterrestres no, lo de la esclavitud. En las dos pelis, los protas tienen una relación directa con el asunto, uno pretende abolirla y el otro la padece porque está casado.
Si señor, porque ahí está el bueno de Abraham (no el de la biblia, que a poco que leas no está muy claro que fuera bueno), Abe para los amigos y los ligues ocasionales, haciendo bueno el dicho de que detrás de todo gran hombre (y Lincoln era alto de narices) hay una gran mujer, aunque Sally Field apenas levante un palmo…y no me refiero a lo que estáis pensado con el verbo levantar.
El caso es que después de los arduos debates en el congreso USA que ríete tu de los de la Carrera de San Jerónimo (el indio) llegaba el buen hombre a casa dispuesto a sentarse en el sofá y ponerse a ver la Superbowl o mismamente a Beyonce. Pero su señora esposa, se ponía echa una furia que ya quisiera el jefe de la oposición acojonar como ella. Comenzaba con los argumentos habituales : “me tienes hecha una esclava todo el día trabajando mientras tu te pasas el día de cháchara con los amiguetes…”, pero a veces no le resultaba suficiente y como era una mujer muy leída, que se leyó la trilogía de las sombras de Grey, enseguida echaba mano del látigo y de esta forma convencía inmediatamente al bueno de Abe de que se tenía que poner a planchar…Y amigos, las camisas de un tipo tan grande son un curro, sobre todo los puños…
Entretanto ocurría que un negrito llamado Django, pero con la D muda como la de Madrí, estaba siendo esclavizado pero a él no le obligaban a planchar. A veces se ponía a cantar y se desmelenaba todo, que estaba desencadenao (con la d muda también). No obstante su arte no era muy apreciado como ocurre con el bardo de la aldea de Asterix y Obelix y terminaban atándolo a un árbol y amordazándolo.

Violo aquello la mujer de Abe y se puso como una moto, que un negro cachas ya de por si encharca los nardales, pero si encima le va el sadomaso y lo de las ataduras y la fusta….bueno, bueno, pusose la Sally Field que aquello sí que era amor y no lo de Nacho Vidal y Sacha Grey.

Así que desde que Jango (que la d como era muda ni protestaba) entró en la vida de los Lincoln, el bueno de Abe no sólo debía planchar, sino fregar los suelos, hacer las camas siempre revueltas, limpiar el polvo y los polvos….Vamos un no parar. El caso es que Jango también estaba algo incomodo con la situación porque la Sally quería amor a todas horas.

Hasta que un día, Lincoln harto de tan sufrida situación se dijo a sí mismo “Yo abolo la esclavitud aunque sea lo último que haga”….y la abolió y luego se fue al teatro. El bueno de Jango aprovechando la coyuntura decidió contratar a un profesor de Pilates para la apenada viuda. Limpió la casa y la dejó como los “chorros de loro” y desde entonces la llaman la Casa Blanca.

Anónimo dijo...

Muy bueno!!!