lunes, 4 de mayo de 2015

Gus mornins, 4/05/15


Guuud mornins, cinéfilos:

 

Lunes 4 de mayo. O sea que ya no tengo excusa ni escapatoria para escaquearme y rehuir mis obligaciones. Pues willkommen, meine Freunde, hombre, ya. Lo cierto es que como Sally Bowles ya entoné mi particular “adiós a Berlín” hace unos días, le pedí a mi Dj suplente que se hiciera cargo del gus hasta hoy. Qué dura es la vida del turista¡ Y qué ingrata ¡ Por mucho que intentes convencer a los demás de que después de una semana pateando el mundo necesitas una semana más para descansar realmente no se lo creen. ¿Vida nocturna? No, gracias, bastante he tenido con la diurna. Destrosaicos llevo los pies,  es que ahora me nombráis Berlín y me salen callos en el juanete y me empiezan a correr hormiguitas por el talón.  ¿Ligar? No, gracias, os dire que lo más gay que he llegado a ver estos días por Berlín ha sido el morreo de Breznhev a Hoenneker grafiteado en la East Gallery del Muro. Por lo demás, entre fantasmas de emperadores prusianos y de oficiales del III Reich, entre currywurst y chucrut, la verdad que se pasaron unos días intensos y agradables.

Pero toca volver, y el día señalado era hoy. Ya veo que por aquí todo sigue más o menos igual. En cuanto a vosotros, me he puesto al día y os he visto muy sueltos, demasiado diría yo. Vamos que os dejo solos unos días y de repente os da por la incontinencia verbal y os ponéis todos aquí a hablar de lo humano y lo divino. Y me da por pensar que el problema soy yo, y que si eso, me lo decís y me voy, eh, que no tengo ningún inconveniente. Y encima, va y me quitáis el mosaico de Greta, ahora que me había acostumbrado y me estaba empezando a gustar, por lo menos, dejádmelo un día más. Pero ya que estamos en estas y habéis salido todos de debajo de las piedras cual zombies en un video de Michael Jackson, me viene bien para pasar lista y quizá para proponeros un par de cosillas que tengo entre manos. En fin, ya hablaremos que estoy como quien dice deshaciendo las maletas.

Y repasando vuestras intensas conversaciones, no entiendo cómo nadie- ni siquiera el crítico pedante ese- se acordó de María Vargas y de Joseph Leo Mankievizck en el transversal sobre Madrid de la otra semana. Ni de ese homenaje –algo fuera de lugar todo hay que decir- a lo Woody Allen que Garcí le hacía a la Villa y Corte al final de “Sangre de mayo” (dicen que fue un encargo de Espe). Ah, sí, vale soy un gafapasta, pero no me perderé la segunda parte de “Los Vengadores”.

Y no, tampoco me olvido de que ayer fue el Día de la Madre, que no hay más que una, y a ti te encotre en la strasse. Ya os aviso que he vuelto algo punkarra de mi periplo berlinés, así que no esperéis nanas ni tonadas dulces en mi reencuentro. Que como el amor de una madre no tendrás ninguno, pero hay que ver lo pesaditas que se ponen a veces.

 

MOTHER

The Police

Well, the telephone is ringing
Is that my mother on the phone?
The telephone is ringing
Is that my mother on the phone?
The telephone is screaming
Won't she leave me alone
The telephone is ringing
Is that my mother on the phone?

Well, every girl I got out with
Becomes my mother in the end
Every girl I go out with
Becomes my mother in the end
Well, I hear my mother calling
But I don't need her as a friend
Every girl I go out with
Becomes my mother in the end

Oh Oh mother

Oh mother dear please listen
And don't devour me
Oh mother dear please listen
And don't devour me
Oh women please have mercy
Let this poor boy be
Oh mother dear please listen
And don't devour me

 

MADRE

The Police

Bueno, el teléfono está sonando
¿Es mi madre la que llama?
El teléfono está sonando
¿Es mi madre la que llama?

El teléfono está gritando
¿Es que no me va dejar en paz?
El teléfono está sonando
¿Es mi madre la que llama?


Bueno, cada chica que sale conmigo
Se convierte en mi madre al final
Todas las chicas que salen conmigo
Se convierten en mi madre al final
Bueno, he oído llamar a mi madre
Pero yo no la considero un amigo
Todas las chicas que salen conmigo
Se convierten en mi madre al final

Oh Oh madre

Oh madre, querida, por favor, escucha,
Y no me machaques
Oh madre, querida, por favor, escucha,
Y no me machaques
Oh, mujeres ,por favor tened piedad
Dejad a este pobre muchacho en paz
Oh madre, querida, por favor, escucha,
Y no me machaques.

 

EL MOSAICO DE HOY

2 comentarios:

CARPET_WALLY dijo...

Ay amigo que gusto da volverte a leer. No, en serio no lo digo por lo de dejar de Djsuplirte, que también es un alivio en si mismo, intentar emular al mejor estresa (que no estrase), que lo digo por lo el puro goce que proporcionan tus letras que, aunque a decir verdad, son las mismas que uso yo la cosa debe ir en como se colocan.

Y que me alegro mucho de que hayan sido días intensos y agradables los tuyos, aunque no nos hayas mostrado aun los regalitos que has traido para nosotros, que lo de que estás deshaciendo la maleta no se lo cree nadie, pillastre, que te habrás llevado un troley de esos de equipaje de mano que es lo que se usa en los low-cost y eso se desempaca en un santiamén.

Felicidades con retraso a las mamases trillonas que se lo merecen como cualqueira de las demás, que el hecho de entrar aquí no las incapacita ni na.

Bueno, muy charlosos tampoco se puede decir que hayan estado estos días, lo que pasa es que yo me he currado un doble papel, de Dj Suplente y de trillón conversador y así parecía que había más fondo que forma. Truquillo de trilero.

Lo dicho dex, Benbenuto y saca ya los suvenires que me falta el iman de la puerta de Brandenburgo en el frigorífico.

Abrazos desinteresados

César Bardés dijo...

Willkommen, meine freunde. Viel Glücklich! Pero qué digo...si ahora estamos en la dicotomía esa de que si hablas alemán eres un traidor porque te gusta la Merkel o, por el contrario, si hablas alemán tienes las puertas del cielo abiertas porque los teutones cortan el bacalao como nadie. En todo caso, nos alegramos mucho de verte, de verte de vuelta, de verte de vuelta a las andadas y de verte de vuelta a las andadas españolas.
Hombre lo de Mankiewicz y la Vargas...la verdad es que lo pensé pero como ahí no sale Madrid ni de lejos, pues eso, que me decidí a no nombrarla, que estos malotes americanos se van a Italia a rodar, lo hacen pasar por Madrid y ni siquiera nos dan unas vistas aéreas por la Plaza Mayor. Eso sí, la tasca flamenca que no falte. De todas formas, asumo el tirón de orejas pendejas.
Por decir más, me alegro que lo hayas pasado bien por tierras godas, aunque como dice mi bien amado retoño...donde esté España, que se quiten los ordenaditos cabeza plana, por mucho progreso y mucho dinero que tengan.
Abrazos tremendos.